Caló de sa torre

Rincón precioso en la zona de Porto Petro.

Posidonia

Lo que vemos en esta fotografía es el caló de Sant Antoni y como podemos observar, durante este invierno se han acumulado muchos restos de Posidonia.

Continuar leyendo “Posidonia”

Punta de Cabo Salinas

Después de una jornada de pesca en alta mar, navegando con rumbo a pasar por el cabo Salinas, la parada para tomar un baño, es obligada.

Cada vez que me paro en este sitio con invitados, me comentan que es muy difícil encontrar algún sitio similar con el agua tan cristalina y de color turquesa como este rincón.

Salida a las albacoras del 28-06-2015

Salida combinada pesca-paseo con nuestros amigos Natalia y Fernando.
Salida a las 7 de la mañana, dos horas de navegación para llegar al punto de pesca, 5 horas de actividad con la suerte de tener 3 picadas a pesar de que la zona estaba muy concurrida.
Las tres albacoras dieron un peso de 7, 10 y 16 kilos.
A las 14 horas nos retiramos en cala marmols para comer, nadar, gin-tonics y a las 18 horas, dos horas más de navegación para regresar a puerto.
Qué lujo tener tan a mano todo esto. Sólo podemos dar gracias.

Paisaje desde Son Verí Nou

A veces tenemos tan cerca los rincones bonitos que ni siquiera nos fijamos en ellos.

Catedral de Palma

Y así se ve la catedral de Palma desde el mar.

Castillo de Bellver

Esta es la panorámica que se puede observar desde la salida del puerto de Palma mirando hacia el castillo de Bellver.

Cabo Enderrocat

Justo después de rebasar el cabo Enderrocat, puedes fondear en cualquier sitio (elige zonas de arena para no estropear la posidonia) y si tienes una mañana con el mar en calma, podrás disfrutar de aguas tan puras y cristalinas como las de la imagen. ¡qué suerte tenemos!

Son Verí

Estas son las aguas que tenemos en Son Verí. Opino que merece la pena el esfuerzo común de mantener estas aguas tan limpias como las hemos recibido y debemos garantizar que nuestros nietos las podrán disfrutar tanto como nosotros. Así que nada de plásticos al mar, ni detergentes, ni colillas, ni restos de aceites de la sentina. Este verano salí al alba a pescar calamares y se enganchó algo en las palas. Al salir el sol, me tiré al agua y resultó que alguien había arrojado un fleje de plástico al mar. El resultado ha sido que ahora, o el eje se ha desequilibrado o el casquillo se ha roto; el tema es que el barco tiembla, y tendré que vararlo y gastar para reparar la avería. Y me pregunto: ¿cuánto le costaba al energúmeno que echó el fleje al agua, haber hecho lo correcto y tirarlo en el contenedor de su club?

Al cabo de unos días, una tarde salí a pescar un rato los raones, y según iba dejándome arrastrar por la corriente, observé que mi barco iba a pasar muy cerca de un objeto flotante. Vi que se trataba de un trozo de cabo, tan grueso como una tubería y de varios metros de largo. ¿Os imagináis que vas navegando a 20 nudos y de repente se te engancha ésto por las palas?

Por otra parte estaría bien que las aguas de las depuradoras dejen de arrojarse al mar. Dicen que están depuradas, pero cuando el emisario arroja sus aguas, lo que se ve flotando no son pétalos de rosa, y el aroma que desprende tampoco se queda atrás. ¡Qué lástima!.

zona de la fossa, enfrente del h. Delta

Navegando desde s’Arenal, después de rebasar el cap Enderrocat, pasamos por delante de “cala Vella” y llegamos a la zona que está justo enfrente del hotel Delta. Estas aguas no tienen nada que envidiar al Caribe, y son comparables a las de Formentera. Estas mañanas de verano en que el mar está en calma, con una leve brisa de noreste, con aguas cristalinas, nos quedan en la retina y en nuestros recuerdos para siempre. Ojalá podamos disfrutar durante muchos años de estas aguas tan limpias y que podamos dejarlas en herencia a nuestros descendientes. Opino que merece la pena y el esfuerzo en mantenerlas tan limpias.