los preciados “raones” de Mallorca

Es la pieza estrella de la pesca recreativa de Mallorca. Tiene una veda para garantizar su reproducción.
Su pesca es muy fácil, lo que hace que la practique la mayoría de aficionados, ya sean niños, adultos o los abuelos.  Tiene la ventaja de que su hábitat suele ser muy cercano a la costa, y sus costumbres alimentarias no son demasiado matutinas, y así no es necesario madrugar demasiado.
La carnada más efectiva es la gamba viva que venden en las tiendas del Molinar.

Debemos advertir a nuestros invitados sin experiencia que pescando raones, vamos a capturar ejemplares de las “peligrosas arañas”, cuya picadura es altamente dolorosa. El verano pasado tuve la experiencia y a pesar de que tengo 50 años os puedo decir que lloré como un niño. La forma de aliviar el dolor es exponiendo 20 minutos la zona a una temperatura superior a los 60º. El veneno es termolicuante y a partir de esta temperatura, desaparece.
Bueno, volviendo a los raones, os puedo explicar que los machos son rosados con lineas azuladas o verdosas y de un tamaño más grande que las hembras, cuyo color es más pálido.

Como muchas especies marinas, los raones cambian de sexo con la edad. En su primera etapa son hembras y al alcanzar cierto tamaño se convierten en machos.

Pescando raones, habitualmente capturaremos una especie de lenguado pequeño, que en Mallorca lo denominamos “padaç”.
Gastronómicamente, el raon es exquisito, su precio en el mercado alcanza niveles exagerados, su carne es muy blanca y normalmente no se escama, y así al freírlos, la piel se queda crujiente. Podemos freírlos con aceite y si probáis con mantequilla fundida, !de aquí al cielo¡
Su pesca empieza, normalmente el 1 de septiembre, y se consiguen capturas hasta finales de octubre. Con la llegada del frío, se entierran en la arena para hibernar durante todo el invierno, hasta que, con la llegada del nuevo verano, empiezan de nuevo su actividad.
Cuidado con las mordeduras, aunque tienen la boca muy pequeña, siempre intentan morderte.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *